lunes, 17 de mayo de 2010

¿Que son gusanos y parásitos intestinales?

Los gusanos y parásitos intestinales viven en el aparato gastrointestinal. Hay dos grupos principales de gusanos intestinales - protozoos (organismos con una célula solamente) y helmintos (gusanos con muchas células). Los protozoos se multiplican en el cuerpo humano. Los protozoos mas comunes incluyen cryptosporidium, el microsporidia y el isospora que afectan a menudo a personas VIH-infectadas. Los helmintos mas comunes incluyen la solitaria, anquilostomas, pinworms, ascárides, lombrices intestinales, el whipworm y el giardia.

Estos parásitos atacan el cuerpo a través del consumo de alimentos y agua contaminados, a través de la nariz o la piel, hábitos pobres de higiene, conducta sexual o agentes que transmiten tales como mosquitos. Los niños tienden a ser muy susceptibles a los gusanos intestinales pero los adultos pueden también ser afectados.

Diagnóstico de parasitos intestinales

Cuando el alimento no se digiere correctamente, permanece en un estado semi-digestivo en nuestros intestinos. Una multiplicidad de bacterias buenas actua en el intestino para ayudar a digerir el alimento más aun. Un subproducto común de este proceso de fermentación es gas intestinal. Otros desordenes gastrointestinales pueden resultar de la irritación del intestino, debido a la intolerancia del alimento o a otros irritantes - y causar el síndrome de intestino irritable (IBS), estreñimiento) y diarrea.

Síntomas y muestras

Alguna gente no experimenta ningun síntoma aunque padezca de gusanos o parásitos que han estado viviendo en sus intestinos por años.

Los síntomas mas comunes y las muestras incluyen:

* Diarrea

* Estreñimiento

* Náusea

* Vomitos

* Hinchazón del estómago

* Dolor abdominal

* Pérdida de peso

* Fatiga

* Pérdida de apetito

* Erupciones de piel

Qué causa a gusanos intestinales y parásitos

Los gusanos intestinales pueden surgir como resultado de los siguientes factores y éstos incluyen:

* Consumo de alimento y agua que se ha contaminado con heces humanas o animales

* Consumo de carnes crudas o poco cocinadas tales como cerdo, carne de vaca, cordero o carne de venado

* Hábitos pobres de higiene tales como no lavándose las manos antes de comer o de preparar el alimento después de usar el cuarto de baño

* Condiciones antihigiénicas

* El ganado o cerdos puede infectarse por estar expuesto a pastos contaminados

* El viajar con frecuencia a los países en vías de desarrollo donde hay condiciones sanitarias pobres

Ayuda contra los gusanos y parásitos

Dependiendo del tipo de gusano y de la severidad de las infecciones, las medicaciones tales como Vermox o albendazole pueden ser prescritos. Si ha infectado una persona en su familia, se recomienda generalmente que traten a la familia entera para eliminar los gusanos con eficacia.

La practica de buenos hábitos de higiene es imprescindible para prevenir gusanos intestinales. El consumo de una dieta sana que incorpore frutas y verduras frescas asi como también beber a diario agua purificada ayuda a realzar el sistema inmune. Los remedios naturales se han utilizado por siglos para eliminar los gusanos y parásitos del cuerpo. Los remedios herbarios y homeopáticos son apacibles tanto para niños y adultos sin los efectos secundarios ásperos de la medicación de prescripción.

Las hierbas tales como Glycorrhiza glabra (raíz de regaliz), Agrimonia eupatoria (Agrimony), Althea officinalis (melcocha) y Artemesia africana (ajenjo o Wilde-Als) tienen características inmune-favorables y ayudan a mantener el cuerpo libre de gusanos. Los ingredientes homeopáticos tales como Chamomilla y Cina promueven el balance y la armonía en el sistema digestivo y mantienen el sistema intestinal libre de los gusanos y parásitos.